Cómo cuidar las joyas para que luzcan siempre como nuevas

| |

En Apodemia siempre que el equipo creativo diseña y crea una nueva pieza, lo hace con la idea de que pueda convertirse en una joya familiar; es decir, una pieza única que pueda legarse de generación en generación, una historia compartida entre madres e hijas.

Y al tratarse de piezas muy delicadas y de gran valor, para mantener esa perdurabilidad, debemos cuidarlas con el máximo cuidado y esmero. Para ello desde Apodemia han querido ofrecer una serie de consejos para que nuestras joyas luzcan siempre como si fuese el primer día:

Guardar las piezas por separado

Lo ideal es utilizar los estuches de cada joya pero, si carecemos de ellos, podemos utilizar papel de seda para cubrir cada una de las piezas. De este modo, no se rozarán entre sí dentro del joyero

Evitar el contacto continuo con el agua

El agua no es precisamente el mejor amigo de las joyas; lo ideal es que nos las quitemos siempre que vayamos a ducharnos, estemos en la piscina o en el mar. El contacto directo puede dañar los materiales y además ensuciar los cristales.

No exponer directamente a perfumes y cosméticos

De igual manera los productos químicos y ácidos pueden causar decoloración; en este caso hablamos de productos como los perfumes, los productos de cosmética o el maquillaje, laca para el pelo, etc. que no debemos aplicarnos en las partes del cuerpo que vayamos a lucir la joya.

Protegerlas del sol

Evita las largas exposiciones al sol. Además de proteger la piel, evitaremos que las piezas pierdan su brillo. En el caso de las joyas, el sudor de la piel es uno de los factores que más puede dañarlas.

De todas formas, aun siguiendo estos útiles consejos, el tiempo no pasa en balde, tampoco para la joyería, por lo que es necesario limpiarlas de los agentes externos que puedan deteriorarlas, ensuciarlas o quitarles su brillo o sus colores característicos.

Existen múltiples trucos o consejos caseros para limpiar las joyas, pero no siempre son efectivos y a la larga pueden deteriorar aún más la pieza. Apodemia ofrece a todos sus clientes la posibilidad de que sus joyas vuelvan a parecer nuevas con tan solo visitar una de sus tiendas gracias al servicio Chrysos.

Chrysos, un exclusivo sistema de limpieza de joyería

Continuando con esta idea de perdurabilidad Apodemia presenta el servicio Chrysos, un exclusivo sistema de limpieza para joyas que recobra recobrar el brillo y color original. Es un servicio que permite, en cuestión de minutos, la profunda limpieza de cualquier pieza Apodemia gracias a su tecnología basada en ultrasonidos. 

De esta forma, cualquier cliente que haya adquirido una pieza en Apodemia puede acudir a una de las tiendas de la firma y limpiarla de residuos de crema, perfume en cuestión de minutos y de una forma gratuita; desde la firma se recomienda hacerlo cada 6 meses o incluso un año.

Las joyas Apodemia están pensadas para que pasen de generación en generación, queremos que formen parte de las familias, que les acompañen en momentos importantes y significativos de sus vidas. Por esta razón lanzamos el servicio Chrysos, para que cada joya luzca siempre impecable”, ha comentado Jimena Von Knobloch, directora creativa y cofundadora de la firma.

Etiquetas
Previous

Cómo aprovechar los descuentos del Black Friday

El jersey es el protagonista del invierno 2019. Looks estilosos para que te inspires

Next